domingo, 3 de octubre de 2010

¿Esta La Virgen de La Caridad del Cobre en el Exilio?





El 8 de septiembre, de 1961 más de 30 mil cubanos se encontraban listos en el Estadio de Miami para celebrar la Misa, ninguno imaginaba que esa misma tarde había llegado providencialmente al aeropuerto de esta ciudad una imagen de la Virgen de la Caridad procedente de Cuba la cual fue recibida con júbilo y calor por ese pueblo exiliado, la imagen, exiliada también, presidiría la Santa Misa. Pertenecía a la Parroquia de Guanabo en la Arquidiócesis de la Habana, y peregrinaba todos los años desde Guanabo a Tarará el día 6 de septiembre, regresaba por mar a Guanabo, el día 7, partía nuevamente en procesión a Campo Florido donde celebraban la fiesta del 8 de septiembre. El párroco Padre Armando Jiménez Rebollar, nos relata la historia de esa bella imagen. Fue esculpida por encargo suyo a semejanza de la que se halla en el Cobre y terminada en 1947. Estando aquí en Miami y viendo la fe de su pueblo hizo en silencio todo lo posible para traer a Miami su querida imagen, donde sabia que miles de devotos la protegerían. La imagen había sido escondida en la embajada de Italia, y fue entregada a la Embajadora Elvira Jované de Zayas; esta le pidió al Sr. Luis Gutiérrez Areces, quien llevaba seis meses asilado en la embajada panameña, que trajera la imagen. El Sr. Gutiérrez narra que ella le instruyó para que entregara la virgen a dos monjitas que estarían esperándolo en el aeropuerto de Miami, para mayor seguridad le dio el numero de teléfono del Sr. Berletta, encargado de recibir la imagen. -"El día 8 de septiembre al subir al avión la embajadora Elvira Jované de Zayas, me entregó un paquete y un maletín azul donde estaba la virgencita, para traerlos a Miami", narra Gutiérrez; cuando llego a Miami no había nadie esperándole, la Virgen hizo el milagro de permitirle que fuera el único que pudo quedarse con su familia en Miami, pues todos los pasajeros fueron desviados al aeropuerto de Opalocka para ser entrevistados por los oficiales de aduana. Del aeropuerto salió para la parroquia de Saint Patrick en Miami Beach para bautizar a su hija y desde allí llamó a Barletta quien fue a recoger la imagen en la puerta de la iglesia, reaparecería esa noche esplendorasa ante miles de devotos en la procesión que se celebro en el estadio de Miami. Fue la primera Misa con la imagen de La Virgen de La Caridad de El Cobre, desde entonces se sigue celebrando.

La imagen de la Virgen comenzó entonces un recorrido por los campamentos para los niños cubanos exiliados que se encontraban solos, habían tenido que abandonar Cuba sin sus padres, pues no les permitían salir. La Arquidiócesis de Miami acogió y cuidó de catorce mil niños en aquellos primeros años de exilio, hoy los conocemos como los niños de la operación Peter Pan.

El día 8 de septiembre de 1966, el Arzobispo Coleman F. Carrol apremió a los fieles cubanos para que levantaran un santuario a La Virgen de EL Cobre en Miami, "La diócesis de Miami, en el día de hoy, exhorta a todos los cubanos: artistas, arquitectos, escultores, pintores y artesanos a que den sus talentos y tiempo a fin de alcanzar esta meta" dijo el Arzobispo. Los cubanos se organizaron para construir la ermita a la Virgen en el exilio. La primera piedra de la capilla provisional se colocó el 20 de mayo, de 1967 y se celebró la Santa Misa.

El 21 de mayo, de 1968 el Arzobispo Carrol de Miami, ordena la fundación de la Cofradía de la Virgen de la Caridad para reunir a los devotos, para honrar a la Virgen y con ella evangelizar. En el mismo año comenzaron las peregrinaciones de los 126 municipios de Cuba que han continuado organizadamente desde entonces.

El 2 de diciembre, de 1971 se dedicó la Ermita de la Virgen de la Caridad. Presidió el cardenal Kroll, Arzobispo de Philadelfia, entonces presidente de la Conferencia de Obispos de Estados Unidos, con la presencia del Arzobispo Carroll de Miami y los obispos Boza Masvidal (exiliado de Cuba) y Gracida.

En septiembre de 1987, al visitar el Santo Padre Juan Pablo II a Miami, la imagen de la Virgen de la Caridad se trasladó a la residencia del Arzobispo McCarthy para presidir la Capilla privada del Santo Padre. El Papa, en su homilía, hizo mención de la Virgen de la Caridad.

Miami cuenta con ciudadanos de todos los países de América. Desde los años 80, además de los municipios cubanos, peregrinan a la ermita de la Caridad de forma organizada, todos los países de América ese mes celebramos además La Romería de La Hispanidad.

El 14 de mayo, de 1994, el Arzobispo McCarthy, consagró solemnemente el altar de la Ermita, allí se puede apreciar la primera piedra. Esta piedra contiene tierra de las distintas provincias de Cuba que se fundieron con agua que llegó en una balsa en la cual perecieron los quince tripulantes que buscaban escapar de Cuba.

Primera piedra
Altar de La Ermita, la primera piedra.

La Ermita fue ampliada y se añadió una preciosa capilla del Santísimo que fue bendecida por el Arzobispo de Miami, Juan C. Favalora el 21 de mayo, fiesta de la Ascensión del Señor. En la Santa Misa que el Arzobispo celebró ese día en la ermita, elevo la cofradía a Archicofradía de Nuestra Señora de la Caridad.

El pueblo cubano de Miami ha logrado con La Ermita propagar la devoción a la Virgen de la Caridad, y hacer de esta un centro de evangelización conocido en el mundo entero. El instrumento principal de la Virgen para la obra de la Ermita ha sido desde el principio Monseñor Agustín Román, quien esta retirado como obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Miami desde el 2003, pero continua trabajando en ella como desde el primer día, ayudando a Monseñor Oscar Castañeda, Rector del santuario. Por la ermita han pasado infinidad de sacerdotes, seminaristas y religiosas, siempre ayudando, algunos han estado permanentes, otros de paso, las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl, con su dedicación a los pobres, han estado siempre presentes en la Ermita, transmitiendo el mensaje de amor y de paz.
La Archicofradía, que reúne a los devotos de la virgen también ha estado junto a los sacerdotes y religiosas trabajando desde el principio, contribuyendo a la difusión del culto a Maria bajo la advocación de La Caridad de El Cobre.
Por la ermita han pasado muchos, tambien ha pasado el dolor y sufrimiento del pueblo cubano que con Fe mantiene viva la Esperanza en La Caridad y confia que en Cuba esta triunfará.

Ermita de La Caridad May 2008

Estado actual de Ermita de La Caridad, Mayo 2008

Monseñor Roman cumple 80 años

Imagen de La Virgen en el Santuario de La Caridad de El Cobre, Miami.

Archivo del blog

CONTAMOS