martes, 3 de marzo de 2009

Palma Real

Palma real del exilio

Palma cubana solitaria, erguida
luz de nostalgia en campanario verde,
en lo más hondo la tristeza muerde,
calladamente, tu raíz herida.

Hermana palma adolorida; ruego
que no mueras y aguardes a mi lado,
el amor de tu pueblo desterrado
será, en la sequía, claro riego.

No comprendes la lengua de estas brisas,
ni el jugo de la tierra que ahora pisas,
mas tienes mi ternura con derroche.

¡Abanico de estrellas de la noche,
arpa del valle en patria letanía,
en ti se eleva y canta el alma mía!


Olga Caturla de la Maza

Archivo del blog

CONTAMOS